Un Momento – Virgen de la Altagracia

Estamos en vísperas de la fiesta de Nuestra Señora de la Altagracia y esta víspera son fiestas ya.

Es maravilloso lo que acontece en el pueblo dominicano, no solamente en Higüey.

Es maravilloso que esta fiesta de la Virgen de la Altagracia esté ligada a un hecho de trascendencia nacional en la defensa de las invasiones que nos hacían.

La Virgen de la Altagracia está ligada a las familias, a los individuos y al país y a sus problemas propios, nacionales, particulares, individuales.

Repetimos, víspera de la fiesta de la Altagracia, víspera de una celebración que es celebración del país, de las familias.

Gracias madre por ser tú la que nos protege y nos defiende e intercede para que Dios siga actuando en medio de nosotros. 20 de enero, víspera de la gran fiesta del 21.

Hasta mañana si Dios, usted y yo lo queremos.

Mons. Ramón Benito de la Rosa y Carpio