Presidencia vigoriza capital social de Santiago

Independiente del gasto público concretado por este nuevo gobierno en Santiago, la presidencia de Luis Abinader y Raquel Peña, vigoriza el “capital social” de sus asociaciones civiles. Fortalece una histórica y creativa relación entre Estado y sociedad civil para implantar proyectos.

Es decir, el nuevo financiamiento del actual gobierno, robustece el capital social de Santiago. Genera confianza del capital privado para expandir zonas comerciales y empresariales, hoteles, clínicas y ampliar el aeropuerto internacional. Igualmente, para consolidar centros culturales, reforzar parque central, jardín botánico, apoyar la renovación del turismo y los puertos de la costa norte.

Las evidencias sobran. A más de una década que Expocibao no era visitada por presidente alguno, Luis Abinader retomó este emblemático espacio organizado por la Cámara de Comercio, para anunciar 42 mil millones de pesos de inversión al año 2025. La presidencia empoderó diversas organizaciones como facilitadoras del saneamiento, conectividad vial y remozamiento del centro histórico, entre otras.

James Coleman, Robert Putnam y Pierre Bourdieu, acreditados expertos en “capital social”, considerarían a Santiago un laboratorio de estudio. Podrían investigar aquí, este concepto y metodología que caracteriza el tejido colectivo expresado en civismo responsable, normas de conducta, compromisos, nexos y vínculos a favor del bien común.

El capital social organizado en el valle del Cibao, antecede históricamente a la existencia de la reconocida planificación territorial. El bien común se acuerda en el plan estratégico hace más de 25 años, pero distan más de 200 años, las decenas de evidencias sostenibles de civismo socialmente comprometido.

El predominio de productos como tabaco, café y banano, determinó en el Cibao, la propiedad minifundista. Una posesión y manejo de las vocaciones productivas de medianos territorios, que generan identidad y sentido de pertenencia, dimensiones del capital social.

El capital social acumulado por Santiago también se expresa en la participación de alcaldía, gobernación, senaduría, regidores, diputados, juntas de vecinos y decenas de entidades en el Consejo de Desarrollo Estratégico (CDES). Esta gestión presidencial asimismo, empodera organizaciones y miembros de Compromiso Santiago, espacio de coordinación facilitado por una de las primeras entidades dominicanas promotoras del capital social, APEDI.

Es revelador que muchos ministros, asuman el convenio presidencial firmado en Santiago, el 18 de noviembre del pasado año 2020. Coordinan sus ejecutorias con la sociedad civil. Promueven incluso, que por encima de las banderías, gobierno y alcaldía local, actúen en concurrencia.

Es decisivo el seguimiento a los proyectos de Santiago que gesta el gabinete de construcción. Vitales, los efectivos controles epidémicos del gabinete y el ministerio de salud. Asimismo, las gestiones del gabinete social y los ministerios de economía, industria, interior y medio ambiente.  Acciones que fortalecen las fuerzas vivas y el capital social cibaeño.