La política y la caridad

Cualquiera puede preguntarse qué tiene que ver la política y la caridad. La respuesta es muy clara: La política busca el bien común. Ese es su fin. Es una expresión de amor, de caridad. La caridad es la mayor expresión que se puede dar a otros, y es la política un medio por el cual se puede poner de manifiesto, porque a través de esta se sirve a muchas personas.

Los políticos que se han desviado de este fin tendrán que pagar por ello. Por eso hay que repetir con los grandes teólogos de la Iglesia y con los Papas que la mayor expresión de caridad, de amor, por la que se pueden realizar más obras de bien, es precisamente la política.Invitamos a los políticos a hacer de su ejercicio un ministerio, a no corromperse.

Hasta mañana, si Dios, usted y yo lo queremos.