El Panda Chino sin Comida

La claudicación del imperio norteamericano frente a China de manera incondicional al aceptar la realidad de la República Popular de China como la única nación que representa al pueblo chino y tomar China su legítima representación en todos los organismos internacionales y aceptar su posición de Estado de Un país, dos sistemas, reconociendo la soberanía de China sobre Taiwán.

La claudicación del imperio frente a China en el año 1971, fue parte de la estrategia para aislar y combatir a la URSS durante la   Guerra Fría, pero fue un movimiento que alimento al Panda Chino al integrarse China al comercio internacional, siendo miembro privilegiado de la Organización Mundial del Comercio.

El Panda Chino ha comido bien y mucho, el pueblo chino ha pasado, en apenas cuatro décadas, de una sociedad rural y atrasada a grandes y modernas ciudades con 900 millones de chinos con niveles de vida de clase media y superando en la competencia tecnológica y comercial a todo el mundo occidental y se espera que para el año 2025 sea la mayor economía del mundo.

Es ahora que el imperio norteamericano viene a reconocer que su economía se ha transformado en rentista, que vive de la especulación de Wall Street y de los beneficios que da el manejo monopólico del dólar y el sistema internacional de pago SWIFT; que es una sociedad que lo consume todo y no produce nada y que China maneja la cadena de suministro de las mercancías y productos que consume el pueblo norteamericano y parte del mundo; también reconoce que China es la potencia emergente que le disputa la hegemonía mundial.

El Panda es sumamente manso, la historia del pueblo chino así lo demuestra, todos los imperios sometieron y violaron la dignidad del pueblo chino, desde Gengis Kan, Inglaterra y sus guerras del Opio, Portugal, Japón y sus masacres en Manchuria y la intervención yanqui para que el Ejército Popular de Liberación no aplastara al derrotado Chiang  kai-shek, cuando se refugió en Taiwán.

Durante la guerra civil china del 1946 al 1949, un gran líder, el Gran Timonel, Mao Tse Tung, unifico al pueblo chino bajo la bandera del Partido Comunista de China, derrotando al Kuomintang y fundando la República Popular de China.

Quitarle la comida al Panda con la guerra comercial declarada por Donal Trump, persiguiendo la multinacionales chinas como Huawei, Tik Tok  y ordenando el desplazamiento hacia EUA de las estructuras productivas de las grandes multinacionales americanas y la guerra de aranceles violando las normas de la Organización Mundial del Comercio, indican claramente que quieren quitarle la comida al Panda; y aún más, dispararle a los pies, fomentando la confrontación y armando a Taiwán, formando nuevos pactos militares con Japón y Australia para contener a China.

Hay que recordar que China no ha violado ninguna frontera y que su única participación fuera de su frontera fue en defensa de su vecino, Corea del Norte, aportando medio millón de muertos y el hijo de Mao Tse Tung que murió en combate.

A pesar de que China viene desarrollando sus fuerzas armadas de manera espectacular con un presupuesto mediocre en comparación al gigantesco presupuesto del pentágono y su complejo industrial-militar, China ha superado a los EUA, en su especialidad, la fabricación de armas nucleares de destrucción masiva, al desarrollar misiles hipersónicos de ultima generación, sorprendiendo a todo el mundo occidental.

Cuidado con el Panda Chino y su Comida.

 

Franklin Rosa