Ultima Actualización: martes 21 noviembre 2017  •  08:40 PM
República Digital y Transparencia
Publicado por Redacción Externa  |  Opinión |  martes 14 noviembre 2017

Con un grandioso acto celebrado en el Palacio Nacional, el gobierno dominicano puso en marcha recientemente la plataforma “República Digital”, con la cual se pretende facilitar el acceso a la página web de las principales instituciones del Estado Dominicano, lo que facilitará la conexión y la obtención de informaciones de estas con mayor rapidez
    
“República Digital” es un modelo de desarrollo y de comunicación tecnológica, prometida por el Presidente de la República, licenciado Danilo Medina en la pasada campaña electoral, la cual forma parte de lo que se conoce como “gobierno electrónico” y que contribuirá con la transparencia de las instituciones públicas y a combatir los actos de corrupción administrativa. 
    
Para esto hay que tener presente que los sistemas tecnológicos se alimentan con informaciones que son generadas por los seres humanos, y por más controles que se tomen, siempre existirá un alto riesgo de que se cometan errores o acciones dolosas. De ahí que las informaciones que sean servidas en dicha plataforma, deben ser depuradas, verificadas y validadas.
    
En este sentido, el Ministerio de Relaciones Exteriores-MIREX, en su Plan Estratégico 2015-2020, sobre las nuevas Relaciones Exteriores de la República Dominicana, contempla aplicar y exigir la transparencia en el manejo de sus informaciones, por lo que tiene una gran oportunidad para transparentar todos los ingresos generados por nuestros consulados, por concepto de venta de visados y de otros servicios consulares, ahora que acaba de ponerse en funcionamiento esta moderna plataforma digital.
    
Dichos ingresos deben ser depositados en la Cuenta Única del Tesoro Nacional, tal como lo exige la le ley No. 567-05, que rige a la Tesorería Nacional, en vez de ser administrados de manera discrecional por dichos incumbentes, sin rendirle cuentas al MIREX ni a ningún otro organismo del Estado.

Así como la Cancillería maneja de forma transparente los ingresos generados por los servicios que ofrece, utilizando la plataforma del Banco de Reservas, así también debieran manejarse todos los ingresos de nuestros consulados.

En nuestro país, desde hace mucho tiempo, se viene discutiendo sobre la necesidad de concertar un Pacto Fiscal, donde se analice, discuta y establezca una presión fiscal que responda a nuestra realidad, a nuestra generación de riquezas, la cual ronda el 14 % del Producto Interno Bruto (PIB).
    
Se hace necesario corregir urgentemente todas las distorsiones existentes en cuanto a las recaudaciones se refiere, para poder así enfrentar la gran demanda de obras y servicios; para poder atender a la deuda social acumulada, que desde tiempo inmemorable venimos arrastrando, así como a la deuda pública consolidada, que según el Fondo Monetario Internacional, ronda el 50 % del PIB.
    
El Estado dominicano está desaprovechando y dejando de percibir anualmente, miles de millones de pesos por falta de transparentar muchas fuentes de recursos que no ingresan a la Cuenta Única del Tesoro Nacional.
     
Los trámites para realizar esta transformación son sumamente sencillos. Solo hace falta voluntad política de los incumbentes de nuestras instituciones.
     
El autor es Contador Público Autorizado, ex Miembro Titular de la Cámara de Cuentas de la República y ex Diputado al Congreso Nacional