Ultima Actualización: domingo 31 mayo 2020  •  06:53 PM

Los aportes de un buen ministro

Publicado por Redaccion Diario55  |  Opinión |  sábado 19 noviembre 2016

Convertir a un país de América Latina en autogestionario, no es una tarea fácil, pero si hay las buenas intenciones, el compromiso con la sociedad, la responsabilidad en el trabajo y espíritu de superación, esto está dentro de las posibilidades.

Hay funcionarios que para lograr un objetivo básico en las instituciones que representan, permanentemente sus superiores tienen que estarlos supliendo de recursos, porque no son autogestionarios.

Ni son capaces de un día disponer de algunos recursos económicos de los salarios que reciben, para desarrollar cualquier pequeña actividad en la institución que representan y de la cual dependen económicamente. ¡Pero hay otros que sí lo hacen!

 ¡Eso no es obligatorio!, pero si usted tiene un dinerito y no hay papeles de baños porque los que se compraron con el presupuesto del Estado se terminaron, ¡disponga  200 pesos  para adquirir el producto!  El problema sigue siendo que hay funcionarios que la mínima cosa debe disponerla el Estado. Hay instituciones públicas que se observan descuidadas, lo que refleja qué tipo de tipos funcionarios las dirigen. 

 Hay que hacer actividades sanas que produzcan recursos haciéndose acompañar de las alianzas estratégicas con otros sectores de la sociedad. ¡Y la sociedad ayuda, si usted la busca!

Pero con respecto al tema que vamos a enfocar, debemos decir que  la República Dominicana tiene la gran satisfacción de contar con un buen ministro, como lo es el de Administración Pública, Ramón Ventura Camejo, un funcionario que trabaja sin etiqueta ni protocolo, siempre  a favor del mejoramiento de la calidad de la gestión de los servicios públicos.

Es importante recordarles a algunos comunicadores provincias de las más apartadas de los grandes centros humanos, que el trabajo del ministro Ventura Camejo no es el de equipar hospitales u otras instituciones, sino el de capacitar a los empleados públicos en las diferentes áreas que abarca el modelo Marco Común de Evaluación, conocido como CAF. ¡Y eso se está haciendo con excelentes resultados!

El último funcionario extranjero en reconocer el trabajo de mejoría de  los servicios de la administración pública, en materia de gestión de los recursos humanos, es el asesor de Sistemas y Servicios de la Organización Panamericana de la Salud, doctor Hernán Rodríguez González.

A solicitud de varios organismos internacionales, el MAP está cooperando con otras naciones en el proceso de capacitación de los empleados de sus administraciones públicas, incluyendo a naciones de  América Central.

Es un reconocimiento internacional al trabajo que desarrolla el ministro Ventura Camejo. Lógicamente,  acompañado por un equipo de funcionarios al cual se les sigue capacitando para que asuman responsabilidades mayores en el desempeño de sus funciones, sin importar que sean designados  por  decretos  por el Presidente de la República.

La principal meta de ese ministro, es la de lograr que la mayoría de las instituciones públicas sean auto-gestionarias por la calidad. Una de  sus  últimas medidas  contempla la puesta en práctica de la Evaluación del Desempeño  Institucional para los viceministros, directores, encargados de Áreas y otros abarcados o no por la Ley 41-08 de Función Pública.

 Se trata de una forma de que el Ministerio de Administración Pública (MAP), bajo la dirección de ese funcionario,  no sólo le exija a las demás instituciones avanzar en la calidad de  la gestión de los servicios, sino ser protagonista de la mejoría, pero aplicando la ley en su propia casa.

El máximo ejecutivo del MAP tomó el camino de trabajar con responsabilidad y pasión  por  una mejor sociedad, basado en la defensa del interés de la mayoría de ciudadanos y, fruto de ese esfuerzo, hoy contamos con una administración pública con grandes avances, quiérase o no, obra del Partido de la Liberación Dominicana, porque el ministro Ventura Camejo tuvo la capacidad de trabajar para lograr extraordinarias alianzas estratégicas, incluyendo con otras organizaciones políticas.  

Debemos admitir que los bajos salarios de una  gran mayoría de servidores del Estado perjudica su proyecto, porque eso no los estimula al trabajo eficiente, aunque un buen empleado debe luchar para romper ese negativismo frustrante.      

Pero ya hay una Ley aprobada para mejorarles los salarios a una gran parte de los empleados del Estado, aunque hay que esperar que el Presidente Danilo Medina promulgue el Reglamento de Aplicación. El trabajo de mejoría en la gestión de los servicios públicos, también atrae recursos financieros de otros países. En la medida que el país puede ofertar mejores servicios públicos, también se hace más poderoso para la competitividad.

Gracias por leernos.