Ultima Actualización: martes 18 septiembre 2018  •  10:00 PM

A celebrar un carnaval con alegría y paz

Publicado por Redaccion Diario55  |  Editorial |  viernes 5 febrero 2016

Estamos iniciando febrero y nos inunda el ambiente de carnaval, donde se genera un desbordamiento de expresiones culturales, sociales y emocionales que son consustanciales a estas fiestas, tan antiguas como la misma presencia europea en estas tierras.

Santiago y el Cibao son fuertemente sacudidos por los carnavales, especialmente los fines de semana, cuando las calles y avenidas son tomadas por miles de ciudadanos de todas las edades, como protagonistas o espectadores.

Siempre en las expresiones populares con el pueblo en las calles se presentan situaciones de riesgos, porque se mezclan en las festividades mansos y cimarrones, cuando la ingesta de alcohol también contribuye e exaltar los ánimos.

Por ello se impone un llamado al comedimiento y la sensatez para evitar la ocurrencia de hechos lamentables, sobre todo por la gran cantidad de menores de edad que se envuelven con entusiasmo en este singular evento.

El mayor reto es para las autoridades policiales y municipales que deben hacer el mayor esfuerzo por mantener el orden y la tranquilidad, como la mejor forma de mantener a raya a los desaprensivos.

Una parte importante del pueblo quiere participar y disfrutar de esa expresión que permite soltar muchas inhibiciones, relajar tensiones y poner la imaginación en movimiento, en escenarios muy propicio para eso.

Se necesita pues celebrar un carnaval, en Santiago y cada pueblo que deje alegría, relajamiento, sin hechos lamentables que puedan empañar esas fiestas, que solamente encuentran objeciones en círculos religiosos muy ortodoxos.