Ultima Actualización: martes 20 noviembre 2018  •  05:00 PM

Un acertado llamado a la prudencia del Presidente Danilo Medina

Publicado por Redaccion Diario55  |  Editorial |  miércoles 17 junio 2015

EDITORIAL

Ante la inminencia del final del proceso de regulación de haitianos y la posible oleada de deportaciones, el presidente Danilo Medina, ha hecho un oportuno llamado a la prudencia y el respeto a los posibles afectados.

Muy atinada la sugerencia del jefe del Estado, ante las practicas muy comunes de cometer atropellos por parte de nuestros efectivos militares, cuando se trata de apresar y repatriar a esos indocumentados.

Pero no solamente es necesaria la prudencia y el comedimiento en cuanto al trato personal, sino que ahora hay que tener actitudes adicionales, debido a posibles injusticias con haitianos que esperan respuestas sobre solicitudes de reglamentación en proceso.

Inclusive no se descarta que en vista de los prejuicios existentes contra esos humildes ciudadanos, muchos con sus documentos en reglas, puedan ser víctimas de apresamiento y deportaciones. 

En el pasado se conoce, incluso, de dominicanos que solamente por su tez oscura, fueron enviados hacia el vecino país, en acciones de franca violación de sus inalienables derechos ciudadanos y humanos.

También es oportuno, exigirle al gobierno que unifique su discurso en torno a las regulaciones y las posibles deportaciones, ya que sus funcionarios se contradicen a cada momento, sobre el espinoso tema de las repatriaciones.

Sabemos que hay sectores cavernarios, dentro y fuera del gobierno, que desean un trato brutal e inhumano hacia esos inmigrantes, digno del mayor de los respetos y solidaridad con su desgracia.

Pues aunque muchos tengan que ser sacados de esta tierra, nunca olvidemos que son hombres mujeres y niños con derecho a vivir con dignidad, la misma dignidad que su patria no puede garantizarle, por la tragedia histórica que arrastra.